Prótesis dental


Si usted tiene ausencia de una o varias piezas dentales, la prótesis dental puede ser:

  • Fija (sobre implantes o sobre dientes)
  • Removible (parciales de resina, prótesis removibles metálicas o dentaduras completas)

La prótesis fija convencional (sobre dientes naturales) sigue siendo una opción confiable duradera y estética para reponer dientes ausentes. El odontólogo talla los dientes que servirán como soporte, denominados dientes pilares y situados en los extremos de cada zona edéntula (sin dientes), en los cuales irán cementadas las prótesis fijas cuidadosamente ajustadas.

Las prótesis removibles metálicas, también conocidas como esqueléticos, son prótesis parciales dentomucosoportadas. Es decir, se sujetan tanto en los dientes como en la mucosa, y se realizan cuando el paciente aún conserva algunos de sus dientes naturales (en posiciones claves dentro de la arcada, y un mínimo de piezas a evaluar por el odontólogo) Estas prótesis son removibles, o lo que es lo mismo, pueden ser extraídas y colocadas por el paciente.

Las prótesis parciales de resina se realizan cuando el paciente tiene algún diente remanente, que contribuirá a la retención de la prótesis mediante retenedores forjados o colados, siendo por tanto dentomucosoportada. No aportan la misma comodidad que las prótesis de estructura metálica, se indican cuando el pacientes tiene pocos dientes remanentes y a mediano plazo será portador de una prótesis completa puesto que algunos de los dientes pilares son de pronóstico dudoso.

La prótesis completa se realizan cuando el paciente no tiene ningún diente, siendo por tanto mucosoportadas al carecer de dientes pilares para la sujeción. El soporte de la prótesis se extienden sobre la superficie de la mucosa en los procesos alveolares. El paciente necesita un periodo de adaptación tanto en la fonación como en la masticación.

Consulte con nuestro equipo cual es el tratamiento mas indicado para su caso.